Entradas

video de boda en jerez

Nos conocimos en una boda, con una copa de por medio me fueron contando sus inquietudes, los primeros pasos de su gran día y su pensamiento de tener un video que recogiera todos los momentos de su boda. Un día se decidieron e hicieron la llamada, teníamos el día libre y fuimos realizando todos los trámites hasta que llegara su gran dia.

Desde San Dionisio al Hotel Jerez pasando por el hotel Villa Jerez

Son una pareja sencilla, humilde y amigos de sus amigos. La paz y tranquilidad de los preparativos se vio contrariada por una ausencia, uno de los mejores amigos de la pareja se encontraba trabajando a más de nueve mil kilómetros de nuestra ciudad y se echaba en falta en esos momentos. Su llamada conmovió los sentimientos de Elena y afloraron sus primeras lagrimillas. El padre Repetto nos esperaba en San Dionisio, sus simpáticos comentarios sacaron la sonrisa de todos los presentes. Hotel Villa Jerez para tomar unas imágenes de la pareja para llegar al Hotel Jerez, donde como siempre, una exquisita decoración y un mejor trato, nos hizo adentrarnos en la media noche con una pista repleta de invitados con ganas de pasarlo bien, buenos bailes y grandes momentos.

Pareja, esperamos que la decisión de hacer una película de vuestra boda, sea una de las mejores que hayáis tomado. Prometemos no defraudaros, aquí tenéis un adelanto… ¡Gracias por todo!

video de boda en san fernando y chiclana

En estos días de crisis, son cada vez más numerosas las bodas con pocos invitados. La asistencia a una boda requiere de unos gastos que muchos no se pueden permitir. Bodas de doscientos invitados llegamos a verlas reducidas hasta en un 70%.

La boda que hoy os traigo me encantó, no recuerdo una boda con tan poquitos invitados. Sesenta elegidos llegados de muchas partes del mundo dispuestos a darlo todo, dispuestos a pasarlo bien y a disfrutar de un día único para esta extraordinaria pareja.

Comenzamos en la habitación de hotel, la nerviosísima Anahí estaba acompañada de sus inseparables amigas que en todo momento estuvieron a su lado. Compartieron sonrisas, lágrimas, abrazos y tatuaje, una inscripción en sus cuerpos que recuerda siempre que estarán ahí y más, en un evento como este.

El tiempo nos respetó y pudimos disfrutar de una bonita puesta de sol. Volvíamos de nuevo a ‘Azahar Costa’, allí nos tratan de lujo y no dejamos ni resto de su ‘solomillo Wellington’. Llegó el postre y llegó la hora de nuestra proyección, una edición en directo que sorprendió gratamente a muchos de los presentes.

Chicos, sois sencillos, sois geniales. Lo pasamos en grande. Gracias por vuestro trato. Os merecéis lo mejor. Disfrutad de la compañía de la abuelita y sed muy felices.

 

video de boda en vejer de la frontera

Sabemos muy bien que organizar una boda no es cualquier cosa. Son muchos los detalles a tener en cuenta, tiempo libre que se necesita para ver proveedores, citas, reuniones, contratos, ingresos y un largo etcétera que se viene encima cuando se decide dar el paso a pronunciar el ‘sí quiero’. Pues bien, si a todo esto sumamos que vives a 1.143 kilómetros de dónde vas a celebrar la boda, pues como que todo se complica un poco más…

Si a la distancia le añadimos los inconvenientes de última hora o las indisponibilidades, podemos llegar a imaginarnos lo que fueron los días previos a la boda de Marcos y Alba. Cambio de catering pocas semanas antes, las cosas de los menús; aviso de enfermedad del DJ en los días previos, hospitalizado y a la caza de uno nuevo en una fecha no precisamente fácil; la iglesia lista, lo que no estaba listo era el cura, que no había uno disponible por ningún rincón; la luna de miel sería al otro lado del charco, la reserva del viaje duró siete días, así es, porque a la semana de reservarlo quebró la agencia; ¿y si buscamos a algún cantante que nos amenice la ceremonia?, pues bien, buscaron y encontraron a Estela Amaya, una chica que seguro que todos conoceréis y que semanas antes telefoneó para avisar que había sido seleccionada por el programa televisivo La Voz…

Y mira que nos lo avisó, ‘Adrián, ten cuidado que los próximos sois ustedes’, ¡Alba no se equivocó!. En el traslado de casa de la novia al novio se quedó el coche, fallo en la batería y a llamar a un taxi. Fuimos uno más de los tantos contratiempos que hoy se han quedado en anécdotas, acontecimientos que no pesaron en el gran día. Se fueron las nubes y disfrutamos de principio a fin de una boda llena de detalles, de emociones y de sonrisas que transmitimos a continuación en un video de cuatro minutos.

Pareja, gracias por todo. A pesar de los contratiempos todo salió ‘a pedir de boca’. Ahora toca ser felices… ¡un abrazo!

 

 

fotografo bodas el puerto santa maria

Ellos son geniales. Son divertidos, simpáticos y grandes cerveceros. Sinceramente me encantó su boda, no fue una boda tradicional, protocolaria… todo lo contrario! diferente, amena y muy divertida, en definitiva, fue la boda que estaba escrita para ellos, porque ellos son diferentes. Siempre digo que es fácil hacer de tu boda un día divertido, tan sólo tienes que recordar todas esas bodas a las que has asistido, ¿qué te gustaría tener?, ¿Cómo te gustaría que te recibieran?, ¿Qué te gustaría hacer?, ¿Cómo?, ¿Cuándo?…

Como gran cervecero, Andy nos dió la bienvenida (cómo no) con cervezas, el calor apretaba con fuerza y fue bien recibida. Una antes de empezar, la primera de un día donde la espuma blanca y el caldo amarillo tendrían un protagonismo especial. LLegaron muchos invitados de fuera, de todas partes del mundo, la casa de Andy aún conservaba los restos de la gran fiesta de recibimiento con los que sus invitados se encontraron a su llegada. Mucha familia acompañaba a Andy en una casa donde el bullicio contrastaba con la parsimonia de Cuca y los suyos.

Tras mucho calor en una participativa ceremonia, Andy brindó con los dos primeros botellines de Cruzcampo de unas cubetas que llenas de hielo y vidrios, esperaban a las puertas de la iglesia en busca del refresco de los invitados. No se escapaba ni un detalle, un abridor con forma de pescado repartieron a cada invitado para destapar los helados quintos. Una barra con sushi, una de jamón y un buffet de quesos entre otros tantos aperitivos esperaban en una bonita terraza donde un grupo de flamenquito hizo las delicias del personal, animando la fiesta desde el primer momento. Unas palabras de los amigos emocionaron a la pareja antes de sentarse en busca del bogavante que caminaba sobre una cama de arroz ¡qué rico!. Jose Cáceres probando eso del video y Miguel Oliva aportando sus clicks, nos acompañaron en este mágico día.

Chicos, gracias por todo, que sepáis que vuestra boda la pongo de ejemplo, el formato nos encantó, que gran fiesta… Un abrazo y sed felices.

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo boda el puerto santa maria

fotografo boda el puerto santa maria

fotografo boda el puerto santa maria

fotografo boda el puerto santa maria

fotografo boda el puerto santa maria

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas cadiz

fotografo bodas el puerto santa maria

fotografo bodas el puerto santa maria

fotografo bodas el puerto santa maria

fotografo bodas el puerto santa maria

fotografo bodas el puerto santa maria

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo bodas jerez

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

fotografo cadiz

video boda cadiz

Una boda siempre es especial, en ella se celebra el matrimonio de una pareja que se prometen amor eterno, pero sin duda, es un día especial porque tendréis en un mismo salón, a todos los amigos y familiares, todos juntos, deseando darlo todo en vuestro gran día.

Pues en la boda de ayer, esto alcanzaba aún una dimensión mayor, familiares de diferentes lugares del país, de Francia, de Estados Unidos, todos juntos dándolo todo y es que el banquete fue una fiesta contínua, un grupo flamenco entre plato y plato, una amenización a cargo de un pianista que provocó más de un cántico entre los comensales, y este video, que le editamos en la propia comida y proyectamos a su finalización.

Desde los previos, sabíamos que el día iba a ser una fiesta. La casa de Jose tenía una nevera que no sabíamos el color de su fondo, todo eran latas de cervezas que comenzaron a destapar en cuanto llegamos. Un increible olorcito a almejas, dos amigos con bañadores y una piscina, todo lo demás fue imaginación. Casi medio centenar de bocadillos buscando dueños reposaban en el patio de Lucía, aires de tranquilidad y muchas ganas de fiesta entre tres guapísimos sobrinitos que deambulaban entre chuches y pelis.

De Chiclana a San Fernando y de San Fernando a Cádiz, la iglesia del Carmen fue el lugar escogido para la ceremonia, desde donde nos trasladamos a los aledaños de la Catedral, donde el amigo Dani Carretero, que de nuevo trabajábamos con él, volvió a idear de las suyas y dejó al novio y sus colegas en ‘gallumbos’ para una de sus fotos.

Pareja, gracias por todo, disfrutasteis de lo lindo, nosotros también lo hicimos. Gracias por vuestra acogida, nos sentimos como uno más. Ahora a darle fuerte a las Coronitas, los tequilas bum-bum y al bronceador… Un abrazo, sed felices.