, ,

C+M. Boda en iglesia de Santiago y restaurante Quinto Cecilio, Don Benito

boda-quinto-cecilio-don-benito-medellin

No sé como será, pero debe ser una noche de sofá. Por la noche, después de una larga jornada de trabajo cuando tú o tu pareja hace la pregunta del millón, ¿nos casamos?. A partir de ahí, a partir del sí, todo empieza a girar entorno a un día. Comienza la investigación sobre el lugar para la celebración, los vestidos que se llevan este año o el lugar soñado para vuestra luna de miel. Todo tiene cabida en una boda, vosotros decidís el importe económico que queréis invertir en vuestro gran día, ¿un grupo?, ¿un coche antiguo?, ¿un fotógrafo más caro?, ¿un vestido del un diseñador top?.

Nos fuimos a la provincia de Badajoz, recorriendo las ciudades de Don Benito y Medellín

La pareja que hoy os traemos tenía claro una que querían un video y que nosotros seríamos los encargados de hacerlo realidad. Nos llevaron a más de 300 kilómetros y no una vez, sino dos veces, para grabar momentos felices de sus vidas. Nos conocieron hace algunos años en la boda de un familiar y desde entonces tenían claro que ocuparíamos una silla en su banquete. La fecha cuadró y allí que nos fuimos, una nueva aventura en una comunidad que nunca habíamos tocado.

Preboda en la universidad y alcázar de Badajoz

Primero una sesión antes de la boda recorriendo lugares especiales como la universidad de física o el alcázar de Badajoz. Ese día nos fuimos enterando de sus comienzos, aquel empujón que inició su historia de amor… ¡si sí, un empujón!. Nos fueron contando todos los entresijos de su boda y supimos con todo detalle las sorpresas que tenían preparado para su gran día.

Parecía que ya nos veríamos el día B, pero no, llegamos un día antes para tomar imágenes de una sorpresa que tenía que quedar para los restos sí o sí. Un grupo de amigos y familiares junto con Carlos se desplazaron a los bajos del balcón de Mónica, traían música, de la buena porque venían con ellos una tuna que entonó una serenata y lograron que la novia bajara. Cervezas, tapitas y unos bailes completaron un día precioso que sirvió como preámbulo a la boda.

Desde la iglesia de Santiago de Don Benito al restaurante Quinto Cecilio de Medellín

Esta vez no hubo nervios, llegó el gran día y estaban bien tranquilos, bueno, hasta que llegaron las amigas a casa de la novia, un momento especial en el que se abrieron los primeros paquetes de pañuelos. El sacerdote genial, la primera vez que entrábamos en aquella iglesia de Santiago de Don Benito y todo fueron facilidades, además, invitó a los novios a decir unas palabrillas a todos los invitados dejando otro momento para el recuerdo… ¡genial!.

Un menú de altura al igual que el restaurante, el Quinto Cecelio de Medellín, que nos ofrecía impresionantes vistas del Guadiana pasando junto el castillo romano. Pasó lo peor y tocaba disfrutar, los amigos lo sabían y estaban dispuestos a ello y con una entrada en el banquete de lo más animada, se inició una gran fiesta llena de sorpresa, detalles y como no, buenos bailes que llegarían hasta bien entrada la madrugada. Pero antes, tras el postre, la pantalla se abrió y apretamos el play de un video que a continuación compartimos, un resumen que aglutinaba todos las imágenes vividas hasta el momento y que editamos en el propio banquete.

Chicos, gracias por todo. Sois una pareja de diez y vuestra boda no podía ser menos. ¡Emprendedores en pareja al poder! jijiji… No dejad nunca de sonreir y sed muy felices, os lo merecéis, ¡ah!, ¡queremos un directo del concierto de Bisbal! 😉

 

boda-en-restaurante-quinto-cecilio-medellin boda-en-santiago-don-benito fotografo-bodas-don-benito-badajoz boda-quinto-cecilio-don-benito-medellin restaurante-quinto-cecilio-medellin

, ,

I+M. Boda en bodegas Fundador Pedro Domecq

video-01boda-civil-fundador-domecq-jerez

Cuando eliges la fecha de tu boda, uno de los factores a tener en cuenta siempre es la lluvia, las fechas en invierno son mínimas en comparación con las de verano por aquello de buscar un término medio de temperatura, pero ¿y el viento?, a veces desluce más un levante de nuestra zona a la lluvia.

En esta ocasión, los días previos a la boda el viento alcanzó rachas de portadas de telediarios, viento que aceleró las pulsaciones y los nervios de Maricar imaginando su gran día con las mismas rachas de levante. Pero no, ese día nos respetó, no vamos a decir que desapareció por completó pero nos dejó que todo fluyera como debía y que no fuera protagonista del día B.

En uno de los patios de las bodegas Fundador Pedro Domecq, tuvo lugar una ceremonia llena de momentos emotivos, los amigos tomarían la palabra para contar los inicios de la pareja y todo las vivencias juntos. Todo esto ocurrió después de las casas, estuvimos en las dos y vivimos los preparativos con ellos. Unas palabras en forma de carta y un regalo, todo contribuía a acelerar el corazón y a entrecortar la voz.

Atravesamos la bodega para llegar al salón, que tras un menú de rechupete, la orquesta tomaría  la iniciativa para hacerles a todos bailar, jóvenes y mayores, niños y padres, tocaba celebrar el amor de Ignacio y Maricar. Chicos, gracias por todo, sois especiales y os merecéis todo lo mejor en esta nueva aventura. Esperamos que se haya quedado para siempre un trocito nipón en vuestro corazón, nos tenéis que contar, pero mientras, os hemos preparado unos minutos de vuestro gran día… ¡a recordar!. 🙂

video-02boda-civil-fundador-domecq-jerez video-03boda-civil-fundador-domecq-jerez video-04boda-civil-fundador-domecq-jerezvideo-01boda-civil-fundador-domecq-jerez

, ,

JA+B. Boda en iglesia San Miguel y Sherry Golf Jerez

boda-sherry-golf-jerez

Tan sólo unos metros separaba la casa de uno de la del otro. En Rajamancera, una barriada rural de Jerez comenzó esta historia de amor que tuvimos el placer de recoger en imágenes en el día que se prometieron amor eterno. Cantos de pájaros y tranquilidad se respiraba en cada una de las casas horas antes del comienzo de su boda.

La iglesia de San Miguel acogió la ceremonia para, posteriormente, trasladarnos al complejo de Sherry Golf, donde nos facilitaron unos coches para movernos por todo el campo y tomar imágenes divertidas y originales sobre la alfombra de cesped.

Se puso el sol y comenzó la fiesta, llena de emotivos y divertidos momentos que sin duda, no olvidarán jamás. Hemos seleccionado imágenes y hemos realizado un resumen de su gran día, ¡disfrútenlo!.

 

boda-sherry-golf-jerez2

boda-sherry-golf-jerez2

boda-sherry-golf-jerez4

boda-sherry-golf-jerez

, ,

T+T. Boda en Hotel Puerto Sherry

boda-puerto-sherry-cadiz

La Bahía de Cádiz fue protagonista en la boda de Toni y Tere, presente durante toda la jornada. De oeste a este de la ciudad, de este a oeste de la bahía, de Cádiz a el Puerto de Santa María pasando por Puerto Real, todo un lujo para nuestros sentidos. Vivir al lado del mar es todo un privilegio y qué decir si lo puedes contemplar desde tu propio sofá, me encantó aquellas vistas, tan sólo un cristal nos separaba de decenas de barquitos que se anclaban bajo el nuevo puente de la Pepa en busca de una dorada de kilo y medio.

 Allí nos esperaba Toni, nervioso, atendía nuestras indicaciones para buscar el mejor rincón de la casa donde ataviarse, mientras que al otro lado de la ciudad, en el Hotel Parador y con vistas al atlántico, la novia se daba sus últimos retoques. Tan sólo unas horas nos separaba del momento cumbre de la ceremonia y Tere, movil en mano, confirmaba que todo estaba en su sitio.

“Una boda junto al mar. Del hotel Parador Atlántico al hotel Puerto Sherry, del océano atlántico a la bahía…”

La ceremonia no podía estar en otro lugar que no fuera junto al mar, el hotel Puerto Sherry acogía el “sí quiero” de la pareja entre veleros y amigos. Un bichito muy especial nos esperaba con los anillos, Titán, un sharpei preciosos que asistió como uno más a tan importante momento. Poco más tarde y tras una cena en la terraza con una temperatura perfecta, irrumpió un loco llamado Morera. El famoso y premiado cuartetero nos regaló mil y una de sus pamplinas sacando las carcajadas de todos los presentes.

La recta final estaría llena de música y de la buena. Un grupo ochentero hizo las delicias de todos los invitados que, copa en mano, disfrutaron de una noche inolvidable. Pareja, gracias por vuestra confianza y vuestro trato, fue un placer vivir de cerca, uno de los días más bonitos de vuestras vidas. Sed muy felices.

boda-hotel-puerto-sherry2boda-hotel-puerto-sherry1boda-hotel-puerto-sherry6boda-hotel-puerto-sherry5boda-hotel-puerto-sherry4boda-hotel-puerto-sherry3

,

¿Quieres casarte conmigo? La pedida de mano de Paquito Vidal

pedida-mano-en-cine

Quería hacer algo especial, algo que Mariló no olvidara jamás. Hacía tiempo que venía fraguando la petición de matrimonio pero no tenía una idea fija, lo único que teníamos era el anillo. Poco a poco, a través de notas de audios y Whatsapps, fuimos dándole forma.

Teníamos a nuestra disposición una sala de cine. Allí llevaríamos a la inocente Mariló y le proyectaríamos un video, un falso directo. Los familiares y amigos estaban todos invitados, llegaron con antelación y se acoplaron en silencio en las últimas filas de la sala. Se apagaron las luces, de la mano llegaba la pareja, alumbrando los escalones con la luz del móvil hasta llegar a las fila 6.

Era el momento de ir por palomitas y dejarla sola ante los trailers previos al “Capitán América”, uno de los trailers, no lo olvidaría jamás…

, ,

M+L. Boda en San Juan de los Caballeros y bodegas Sanchez Romate. Jerez

video-boda-jerez-sanchez-romate

 

Desde mucho tiempo antes te empeñas en organizar desde principio a fin tu gran día. Quieres que todo salga bien y todo se hace con tiempo, todo con la premura suficiente para que las prisas no empañen un día que nunca se olvidará. La comida, la fotografía, los trajes o el viaje, todo está controlado o eso es lo que tu crees.

“Una pareja, un cura, un carnavalero y un grupo de rock, o como reir y llorar en un mismo día. La vida es bella”

Tan sólo semanas antes del “día B” te pueden suceder cosas extraordinarias. Quizás al comienzo parecen un problema pero es porque es sólo el comienzo, ya lo decían en la película ‘el exótico Hotel Maigold’, no se la pierdan si no la han visto aún… “al final, todo saldrá bien y no sale bien, es que no es el final”, ¡me encanta la frase!, tu empeño, tu coraje y tu fuerza harán que superes todas las piedras que te encuentres en el camino, todo en busca de ese final, de tu esperado final.

boda-san-juan-caballeros-jerez

Una preciosa ceremonia en San Juan de los Caballeros

Nunca imaginas cuando decides casarte que el mayor problema de tu boda sea el sacerdote. Sí, tienes traje, tienes fotógrafo, catering y disjey, tienes hasta iglesia, pero no tienes a nadie para oficiar la ceremonia. Uno, dos y hasta tres noes, el último a pocos días de la fecha señalada. Momentos de incertidumbre pero no hay mal que por bien no venga.

El dominico dijo sí. Dar con el padre Alexis es dar con un gran orador, de esos que te llegan al interior, de los que traspasan la piel y erizan el bello. Sus palabras y la historia que fue desgranando durante la ceremonia nos emocionó y llenó de contenido una hora mágica, preciosa, haciéndonos ver que la vida puede ser muy bella.

boda-mickis-utrera-jerez

Un pasodoble con mucho sentimiento

El tiempo no estuvo bien del todo, podía haber estado mejor para que engañarnos, pero por lo menos nos respetó, esto significa que la llegada de la novia, la salida de la iglesia y el aperitivo, estuvieron marcados por una tregua que nos ayudó a que todo luciera como debiera. Sobre todo en la plaza San Juan, donde una guitarra y una voz con acento gaditano, sorprendió a los novios con una bonita letra de pasodoble.

Había oído hablar muy bien de un grupo de Utrera, decían que cantaban canciones de los 80 y que estaban muy locos. Todo cierto. Las bodegas Sánchez Romate estaban preparadas para la gran fiesta. Los Mickies hacían su aparición en la sala de baile para liarla parda, grandes temas, insólita vestimenta y poquísima vergüenza hicieron de su actuación una gran experiencia.

Chicos, vaya gran boda que montasteis. Sabemos que se os pasó rápido, muy rápido, pero para eso estamos nosotros, para que podáis recordarlo todo de nuevo, una y mil veces más. Gracias por todo, sed felices, os lo merecéis…

, ,

M+V. Boda en San Nicolás y Salón los toreros. Sanlúcar de Barrameda

boda-sanlucar-cadiz

Nunca sabes en qué rincón del mundo puedes acabar. Ya sea por trabajo, por amor, o por un poquito de cada. Hoy os traemos la historia de un sanluqueño y una alemana que por los caprichos del destino, se encuentran y comienzan una vida juntos, en España o en el país germano, da igual, pero siempre juntos. Un rincón en cada lugar y muchas ganas de vivir.

San Nicolás y su gran sacerdote

Después de tantas aventuras, de aviones e idiomas, decidieron montar una gran fiesta. Llamaron a sus mejores amigos y sus familiares para encontrarse en la iglesia de San Nicolás, en Sanlúcar de Barrameda. Allí les acogió un simpático cura, de los buenos buenos, de los que te hacen reir, de los que te dan todas las facilidades del mundo para que ese día sea recordado por siempre. En un rinconcito de la parroquia había alguien especial, una amiga con voz dulce preparada para darlo todo al compás de una guitarra. Risas y alguna que otra lágrima durante casi una hora, muy emotiva.

video-boda-sanlucar1

En el salón los toreros con ‘las niñas’

El viento agitaba cada vez con más fuerza en el salón Los Toreros, lugar escogido para la celebración. Las ganas de pasarlo bien de todos los asistentes, junto con un menú y servicio de lujo de la mano de catering Las Niñas, formaban todos los ingredientes necesarios para hacer de aquel día, una gran fiesta que se encargó de amenizar Jose, con su música y animaciones.

“Desde la desembocadura del Guadalquivir a la mismísima Alemania. Dos paises, dos personas, un único fin”

Los caballos, presentes de principo a fin

La afición por los caballos de Vanessa se hace palpable en la película de su boda. Desde la grabación de su ‘love story’, donde la pareja nos contaba su historia de amor entre paseos a caballo a orillas del Guadalquivir, hasta el propio banquete, donde los novios quisieron sorprender a los invitados con el baile de un caballo, momento que no desaprovechó Vanessa para bailar una sevillana con el jaco. Antes, los traslados entre casa, iglesia y banquete, también fueron a través de un precioso coche tirado por cuatro caballos blancos.video-boda-sanlucar2

Un rincón con mucho encanto

Sanlúcar de Barrameda tiene algo especial, sus playas, su ‘pescaito’, pero sobre todo, su gente. Ir a trabajar a la desembocadura del Guadalquivir es sinónimo de buen trato, de buena comida y buena gente. Esta vez, no fue menos. Manuel y Vanessa nos acogieron como uno más. Nos dieron nuestro sitio, fuimos confidentes de los preparativos de su boda y disfrutamos con ellos en su gran día, no se puede pedir más.

Pareja, gracias por todo. Sois luchadores y se merecéis todo lo mejor. Seguid vuestra particular aventura y no dejad nunca de sonreir.